Un año más, y con este van seis, el Ayuntamiento de La Carolina ha vuelto a convocar la ayuda económica para los libros de Educación Infantil. En esta edicición, han sido 32 los menores beneficiarios. La alcaldesa, Yolanda Reche ha entregado los cheques en un acto celebrado en el Centro Cultural.
La alcaldesa reafirmó su compromiso con la educación pública en todos los niveles de la enseñanza: “Educación Infantil no es una etapa obligatoria, pero, sin embargo, esta ayuda nace de la necesidad de garantizar la igualdad de oportunidades para todos los menores carolinenses”.
No en vano, la ayuda se dirige a familias con pocos recursos económicos. Así, los beneficiarios podrán canjear su cheque y obtener los libros de una forma gratuita. “La Educación Infantil es una etapa importante, no solo porque ayuda a la conciliación, sino porque los más pequeños empiezan a socializar con otros menores de su misma edad. No podemos permitir que ningún niño se quede fuera por falta de poder adquisitivo”, afirmó Reche.
Además del aspecto económico, se exige a los beneficiarios que asistan a clase puntualmente. De hecho, las familias han tenido que presentar un certificado de no absentismo del año pasado. “Hacemos un gran esfuerzo por llevar la educación a todos los niños y niñas carolinenses. Su única obligación es asistir a clase. La educación es la llave para cambiar el futuro”, concluye Reche.