El Ayuntamiento de La Carolina comienza el año con uno de los proyectos más ambiciosos para toda la legislatura. Se trata de un plan integral de asfaltado. Con un presupuesto de 600.772 euros, el proyecto contempla el arreglo de  veinticuatro calles. Las obras empezarán, este mismo mes, en las calles Zabaleta y Numancia. La alcaldesa, Yolanda Reche, acompañada por los concejales de Obras y Urbanismo, Marcos Antonio García; Tráfico y Seguridad Ciudadana, Alejandro Heras, y Servicios, Andrés Cuadra, han presentado los detalles de un plan que supone una puesta a punto de la vía pública del municipio. 

Son en total 45.513 metros cuadrados de asfaltado, y los trabajos tendrán un plazo de ejecución que se prolongará hasta 2023. “Las concejalías de Servicios y obras han realizado un profundo estudio para analizar las zonas que estaban en peor estado. De la misma manera, se ha hecho una valoración económica de lo que costará la intervención. Este es uno de los objetivos que teníamos en mente desde que llegamos al Gobierno. Entonces, ya arreglamos algunas calles. Pensamos que este es el momento idóneo para acometerlo”, explica la alcaldesa, Yolanda Reche.  

De esta forma, tal y como afirma, la pretensión es atajar, en un primer lugar, los grandes problemas que existen en las calles. Este es el fin último del plan de choque. Por otro lado, tal y como avanzó Reche, al mismo tiempo, se irán simultaneando  otro tipo de actuaciones por las calles del municipio, como el parcheado y arreglo de los baches. 

“A este plan de choque sumaremos otras actuaciones que den respuesta a las necesidades del municipio y a las demandas vecinales. Hay que tener en cuenta que en muchas calles el asfalto está muy deteriorado y hay que empezar por esos lugares y, de ahí, pasaremos a otras zonas del municipio”, remarca al tiempo que concluye: “Este proyecto es de vital importancia para el municipio. Supone una gran mejora en la vía pública. Son muchos los vecinos y vecinas que esperan estas obras y, por fin, podemos anunciar su comienzo”.