El apoyo a las Fuerzas de Seguridad del Estado por los últimos conflictos en Cataluña, la mejora de la calidad educativa con la derogación de la LOMCE y un Pacto de Estado que luche contra la Violencia Machista. Los grupos políticos del Ayuntamiento de La Carolina han sacado adelante estas mociones en el pleno ordinario celebrado en la tarde de ayer.

En cuanto a la moción presentada por el Grupo Popular para apoyar a las Fuerzas de Seguridad, el PP recibió el respaldo del PSOE y del PINP, mientras que obtuvo el voto en contra de IU. Por lo tanto, la propuesta salió adelante con 14 votos a favor y uno en contra. Por su parte, la portavoz socialista, Carolina Rodríguez, ha basado su argumentación en dos aspectos. Por un lado, la defensa del trabajo de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado. “Merecen nuestro respeto y apoyo. Estas personas son empleados públicos que trabajan por y para garantizar la seguridad a la ciudadanía y que cumplen órdenes”, ha explicado Rodríguez. Por otro lado, la concejal ha criticado la “irresponsabilidad” de los independentistas: “Han utilizado las instituciones catalanas para engañar a la ciudadanía e incendiar el panorama político español”. Igualmente, ha responsabilizado al Gobierno del PP: “Pudiendo hacer algo para evitarlo, no han hecho lo más mínimo”.

En cuanto a la moción del Grupo Socialista para la mejora de la calidad educativa, el PP se ha posicionado en contra, mientras que ha obtenido los apoyos de  IU, PSOE y PINP, con un total de 10 votos a favor. En este sentido, la socialista Carolina Rodríguez ha recordado la situación de “parálisis” por parte del Gobierno central ante las anunciadas negociaciones para un Pacto de Estado por la Educación. “Estamos en noviembre y ni rastro de un avance, lo que demuestra la actitud de desinterés por parte del Gobierno de Rajoy”, ha remarcado Rodríguez, para añadir que la comunidad educativa “en bloque” considera que la LOMCE  es “discriminatoria, sesgada y antieducativa”. Asimismo, en su intervención, la edil ha apuntado la situación de incertidumbre y desconocimiento ante la que se encuentran los centros educativos en cuanto a la aplicación de la normativa y ha desgranado los puntos de la propuesta: mejorar la democracia de los centros educativos, modificar la figura del director, la necesidad de eliminar en tercero de la ESO la elección de itinerarios entre Matemáticas Aplicadas y Matemáticas Académicas, la regulación los Programas de Mejora de Aprendizaje y Rendimiento y que la formación cívica y ética sea cursada por todo el alumnado.

Con el apoyo de los 15 concejales presentes en el pleno, la moción presentada por el Grupo Socialista relativa al Pacto de Estado contra la Violencia de Género ha sido aprobada por mayoría absoluta. Durante su intervención, la portavoz socialista, Carolina Rodríguez, ha defendido la propuesta no solo dando un “toque de atención” al Gobierno de la nación para que acelere las medidas de este Pacto de Estado, sino también con la exposición de las trágicas noticias sobre violencia machista ocurridas durante los últimos días. “Creo que todo esto se merece una reflexión, un debate y, sobre todo, un esfuerzo por parte de todos por acabar con esta lacra”, ha concluido.

Finalmente, la moción del Grupo IULV-CA para la Participación  de las entidades locales en los Tributos de la Comunidad Autónoma (Patrica) no ha salido adelante, con la negación del PSOE (8 votos) ante el apoyo de PP, IU y PINP (7 votos). Para defender su posición, la representante socialista, Carolina Rodríguez, ha subrayado que Andalucía es la única región que cuenta con fondos incondicionados para ayuntamientos en España. Asimismo, la edil ha remarcado que, para el próximo ejercicio, la dotación de este fondo se mantiene en 480 millones de euros “a pesar de la crisis” y siendo Andalucía una comunidad “infrafinanciada” por parte del ejecutivo central. “Deberían exigir al PP que cumpla con Andalucía”, ha exigido Rodríguez a los miembros de la bancada popular. Por lo tanto, la concejal ha señalado que incrementar la partida de la Patrica no tiene “mucho sentido” actualmente pues la norma obliga a los municipios  que obtengan mayores recursos a destinarlos a amortizar la deuda y no a incrementar el gasto. “No parece prioritario plantear ahora un incremento de la Patrica a los ayuntamientos sin asegurar antes un cambio en la legislación, que permita que esos recursos lleguen a la ciudadanía y no se destinen únicamente a pagar la deuda”, ha explicado.